martes, 22 de agosto de 2017

Las gravísimas contradicciones de la versión de los Mossos sobre el atentado de Barcelona

Resultado de imagen de Younes Aboyaaqoub abatidoDiego Herchhoren

La foto que ponemos a la derecha es supuestamente la de Younes Abbouyaaqoub, a quien los Mossos D'Esquadra han designado como autor del atentado de Barcelona. La información oficial es que fue “abatido” por una patrulla rural de la policía catalana. Sin embargo, la foto difundida es la de alguien que ha sido previamente golpeado antes de ser ejecutado. La fotografía de Younes presenta rasgos de torturas previas a su muerte, algo que de no haberse difundido esta imagen no hubiéramos podido saber de ninguna manera.

La versión oficial del atentado difundida por la Consejería de Interior del gobierno autónomo catalán es que el mismo se produjo el día 17 de agosto, cuando una furgoneta arrollaba a transeúntes que caminaban por las Ramblas de Barcelona. Sin embargo, un día antes había pasado inadvertida una explosión en el municipio de Alcanar donde fallecieron dos personas y fueron heridas seis.

Según el teletipo difundido por la agencia EFE y que todavía hoy se puede consultar en la web de Rtve, entre los heridos hay personas de varias nacionalidades: cuatro franceses, uno italiano, otro español y los dos fallecidos, de origen marroquí. 

Información difundida por la Agencia Efe
Sin embargo, una explosión de esa magnitud fue rápidamente atribuida a un escape de gas y probablemente el lector no encuentre referencia alguna a la pista que hace referencia a las nacionalidades de los heridos. Menos aún encontraremos explicación alguna, publicada por el diario El País dos días después del atentado, de los motivos por los cuales los Mossos D'Esquadra no avisaron del hecho ni a la Policía Nacional ni a la Guardia Civil, y menos aún al Centro Nacional de Coordinación Antiterrorista.
“Fuentes de la lucha antiterrorista aseguran que los Mossos no informaron ni a la Policía Nacional ni a la Guardia Civil de lo ocurrido, un día antes del doble ataque perpetrado en la Ciudad Condal, en Alcanar, donde supuestamente empezó todo”.
Todo esto a pesar de que los testimonios de los vecinos habían advertido hacía tiempo que la vivienda estaba ocupada irregularmente por un gran número de árabes. Explosión, decenas de bombonas, vivienda ocupada y ciudadanos árabes. Si cualquier vendedor de hachís de cualquier parte de España es inmediatamente advertido por cualquier miembro de las fuerzas de seguridad, ¿por qué esto no?.

Sin embargo, fue ya a toro pasado cuando los Mossos D'Esquadra advierten que encontraron en la vivienda la conocida como "la Madre de Satán" (triperóxido de triacetona (TATP), más de 24 horas después de la explosión y después de que se provocara inclusive una segunda deflagración en el chalet. Hasta las 17:00 horas del mismo día 17 de agosto, los Mossos D'Esquadra seguían diciendo que era una acumulación de gas, según informó Efe.
Según un comunicado difundido por el  Colectivo Democrático de Policías y Guardias Civiles (CDPyGC), “dicha explosión, por las características de los escombros (derrumbados sobre sí mismos y sin cascotes a mucha distancia) no podía considerarse por ningún experto TEDAX como una explosión de gas. La identidad del herido rescatado, que estuvo sin seguridad en un hospital, y la aparición de hojas del Corán desperdigadas entre los escombros, debió alertar en la primera inspección ocular, que se retrasó sin ninguna razón conocida hasta la mañana del día 18”.

Atentado en las Ramblas al día siguiente


El diario La Vanguardia publicó que la Agencia Central de Inteligencia de EEUU (CIA) había alertado con dos meses de antelación a los Mossos D’Esquadra que se estaba preparando un atentado en Catalunya. 

Inclusive, el Ministerio del Interior español, a través del Cuerpo Nacional de Policía, envió una carta el pasado diciembre a todos los ayuntamientos “para ordenar que tomen medidas concretas para prevenir un posible atentado yihadista", como poner bolardos o maceteros para proteger aglomeraciones como las de Las Ramblas pero, según El Periódico de Catalunya, “los Mossos se desmarcan del Ministerio y no quieren barreras en todas las aglomeraciones”.

Tras el atentado, la policía autonómica coordina una “operación jaula” para evitar la huida del autor y posibles cómplices del arrollamiento. En ella, una agente de los Mossos resulta atropellada por un coche, y ante esto su compañero de patrulla abre fuego contra el vehículo que aparece abandonado en la localidad de Sant Just. 

El mayor de los Mossos D'Esquadra informó que el conductor ha sido abatido por los disparos del agente y que había muerto por impactos de bala, aunque luego se informaría que el difunto estaba sentado en el asiento del copiloto y que murió por apuñalamiento de arma blanca. El vehículo no tendrá ni un solo impacto de los diez tiros disparados. Después se supo que en el coche apareció el mismo ADN que en la furgoneta de Ramblas.

Un imán vinculado al 11-S sin vigilar


Días atrás reproducíamos en esta página un artículo del año 2011 publicado en La Vanguardia cuyo título era sorprendente: ¿Por qué Barcelona se ha convertido en un nido de espías de la CIA y del Mosad?.

En él se publicaba la enorme concentración en la capital catalana de agentes de servicios de inteligencia extranjeros precisamente interesados en el incremento de la actividad de grupos takfiríes.

Según la Guardia Civil, el imán marroquí Abdelbaqui Es Satti, aparentemente fallecido en el chalet de Alcanar, tenía relación con varios de los implicados en los atentados contra las torres gemelas y aparentemente no tenía vigilancia ni seguimiento alguno.

Informaciones contradictorias, que sumadas una a una indican que la versión oficial no es real, y que hay actores interesados en que los derroteros del Daesh en España sigan siendo un sangriento circo.

1 comentario:

  1. Apuntes históricos: Al principio de la guerra de independencia argelina los servicios de inteligencia franceses tenían un infiltrado en la fábrica de explosivos, por eso fallaron muchos de ellos durante la primera acción contra los franceses en Argel. Al principio de la guerra también consiguieron suministrar proyectiles preparados para explotar en el momento de accionar el arma, aunque pronto se dieron cuenta de esto los del FLN. A uno de los líderes argelinos, Mustafá Ben Boulaïd, lo eliminaron camuflando explosivos en una radio que dejaron interceptar al FLN, preparada para explotar cuando se conectase a la corriente eléctrica. A la OAS le tendieron otra trampa, pues cargaron de explosivos unaimprenta que habían encargado, y que hizo saltar por los aires la casa donde pretendían imprimir propaganda. Es de todos conocidos que a Larbi Ben Midi, uno de los líderes del FLN más importantes, después de capturarle, le ejecutaron. En su momento, el estado francés dijo que se había "suicidado", pero muchos años después, participantes en aquel suceso han reconocido públicamente que fue ejecutado. Por lo visto la persona que debía comunicar su muerte fue informada de la misma antes de su comparecencia, e improvisó la versión oficial. Quien esté interesado en el tema puede leer el libro sobre la guerra de argelia de Yves Courrière.

    ResponderEliminar